semáforos en el suelo
Puntuación de nuestros lectores
[Total: 1 Media: 5]
Sant Cugat instala el primer semáforo en España imitando a otras ciudades europeas 

La ciudad de Sant Cugat del Vallès (Barcelona) ha puesto en marcha el primer semáforo en el suelo de España. Esta modalidad de semáforo es pionera en nuestro país y su objetivo es el refuerzo de la seguridad de los peatones que cruzan la calle mientras están consultando su teléfono móvil o cualquier otro aparato con pantalla táctil.

El nuevo dispositivo consiste en una banda de luces led de color rojo que está colocada en el suelo, delante y detrás de un semáforo tradicional, y que se enciende cuando éste prohíbe el paso.

semaforos-en-el-piso-para-adictos-el móvil

A diferencia de un semáforo tradicional, la franja de luces queda dentro del campo de visión de una persona que tiene la cabeza agachada y está consultando su dispositivo móvil. De esta manera la prevención de los accidentes se incrementa, tal como ocurre ya en otras ciudades de Europa.

El ayuntamiento de esta pequeña población de unos 87.000 habitantes ha instalado este dispositivo en uno de los semáforos con más afluencia de paso de peatones porque conecta la plaza Quatre Cantons con un paseo y porque además esa calle está llena repleta de vehículos.

5.000 euros ha costado la puesta en marcha de este semáforo

La puesta en marcha de esta iniciativa ha supuesto una inversión de 5.000 euros y el consistorio no descarta que en el futuro se extienda a otros puntos de la población. La medida es pionera y está en funcionamiento en algunas ciudades europeas para aumentar la prevención y evitar accidentes. Según han declarado fuentes oficiales, “en un futuro se extenderá a otros semáforos”.

Experiencia anterior

Ya se ha implantado en otras ciudades europeas para aumentar la prevención y evitar accidentes, se ha realizado en uno de los puntos de la localidad que regula un mayor paso de peatones. De hecho, explica el Consistorio, regula el paso del único tramo del eje comercial que cruza con una calle donde hay tráfico rodado:  “Une dos calles peatonales y cruza otra por donde pasan los coches”.   También asegura que no ha registrado un aumento de accidentes de peatones despistados por el móvil, sino que “es una medida de prevención pura y dura”.